Pantano de Santa Fe: una salida agradable

Una salida fácil y corta, ideal para los mas pequeños. Es un circuito alrededor del pantano de Santa Fe, un camino boscoso y bastante llano, aconsejable durante todo el año, pero especialmente en verano para huir del calor.

El itinerario lo iniciamos en el aparcamiento del hotel Santa Fe (km 21 de la carretera BV-5114 de Sant Celoni a Viladrau), a la derecha del hotel vemos la primera señal y en pocos metros encontramos una gran mole rocosa denominada Roca del Elefante. Pasado este plano descendemos entre bosques de pino rojo y después en un hayedo, donde cruzaremos una pequeña riera que podemos atravesar sin complicaciones y tras un breve descenso llegamos al margen del pantano.

Roca de l'Elefant

Pantano de Santa Fe
Bordeando el pantano llegamos en breve a la presa donde vemos una haya de doble tronco y la playa del pantano (un fangal endurecido por el descenso del nivel de agua del pantano), éste es el sitio ideal para darle un gustazo al estómago. Las vistas desde esta mini-playa son excelsas, el pantano de Santa Fe en toda su longitud, la totalidad del muro de contención de la presa y los bosques de encinas y robles que rodean el lugar. Además aquí le di otro gusto al cuerpo y dimos rienda suelta a otra de mis pasiones....la pesca (sin muerte). además, en este lugar la premisa de "pesca sin muerte" es muy fácil de cumplir.....los peces están resabiados y no pican ni por equivocación....

Mi compi de excursión Judit
en la presa del pantano

Desde la presa divisamos la Fabriqueta, una antigua central eléctrica que proveía de electricidad al hotel Santa Fe.Ahora el camino se vuelve más estrecho y empinado, mientras subimos vemos a mano izquierda la riera de Santa Fe y sus pequeñas cascadas, así como las ruinas de una antigua presa convertida hoy día en un pequeño estanque llamado el Estanyol. Este trazado no tiene pérdida, sólo tenemos que seguir la canalización del agua, eso si, no lo piséis porque corréis el riesgo de romperlo y partiros un tobillo.

L'Estanyol y la antigua presa
 Pasada la cascada el camino se vuelve llano nuevamente, a mano derecha nos queda el colegio de naturaleza Can Lleonart y hacia la izquierda un paseo entre puentes de madera que nos conduce de nuevo al hotel Santa Fe y su aparcamiento.

Jordi, Nora y Víctor tras la excursión